• Monumento a la Bandera
  • Heca II
  • Estación de trenes "Central Córdoba"
  • Puente Colgante - Santa Fe

Código de ética profesional

Aprobado por Decreto N° 1.386, del Gobierno de la Provincia de Santa Fe, el 22 de agosto de 1997

CAPITULO I
Disposiciones Generales

Artículo 1° - ÁMBITO PERSONAL: Los Arquitectos matriculados en el Colegio de Arquitectos de la Provincia de Santa Fe, están obligados a ajustar su conducta y actuación profesionales al presente Código de Ética Profesional.

Artículo 2° - ÁMBITO MATERIAL: Conforme a lo dispuesto por la Ley N 10.653 Y el Estatuto del Colegio, el Tribunal de Ética y Disciplina tiene el poder para juzgar la falta de Ética y Disciplina en que incurran los Arquitectos en el ejercicio de su profesión, sin perjuicio de la intervención que en forma previa, concomitante o posterior, pudiera corresponderle a cualquier Órgano Administrativo o Judicial respecto de los mismos hechos.

Artículo 3° - DEBER PROFESIONAL: Es deber de los Arquitectos respetar y hacer respetar todas las disposiciones legales y reglamentarias que incidan en los actos de la profesión, como así también velar por el prestigio de ésta.

CAPITULO II
De las Faltas de Ética

Artículo 4° - PRINCIPIOS: Incurre en falta de ética, todo Arquitecto que viola uno o más deberes enunciados en este Código o en la Ley N° 10.653.

Artículo 5° - TRIBUNAL. ATRIBUCIÓN: Es atribución del Tribunal de Ética y Disciplina Profesional, determinar la calificación de una o varias faltas en que un Arquitecto haya incurrido y aplicar las penalidades correspondientes.

Artículo 6° - OBLIGACIONES PROFESIONALES: La condición de Arquitecto y el ejercicio de la profesión, impone deberes para con la Sociedad, con la Profesión, con los Colegas, con los Comitentes y Público en general y para con el Colegio de Arquitectos, que deben observarse en todo momento.­

Artículo 7° - DEBERES CON LA SOCIEDAD: Constituyen deberes para con la sociedad:

1) Encuadrar en todo momento su actividad profesional, de forma que preste un servicio a la sociedad, promoviendo su bienestar y progreso y protegiendo su patrimonio histórico, cultural y ecológico, respetando y mejorando el medio ambiente.

2) Observar y respetar en todo momento las normas legales, administrativas y técnicas que regulan el ejercicio profesional, procurando que el resultado de sus tareas constituya la mejor respuesta para los intereses de la comunidad.

3) No participar como Funcionario Político de Gobiernos de Facto, surgido de golpes o revoluciones militares.

Artículo 8° - DEBERES CON LA PROFESIÓN: Constituyen deberes para con la profesión:

1) No ejecutar actos reñidos con la buena técnica o incurrir en omisiones culposas, aún cuando sea en cumplimiento de órdenes superiores o de un mandante.

2) No aceptar ni realizar tareas contrarias a las Leyes y Disposiciones Administrativas vigentes.

3) No recibir ni conceder comisiones, participaciones u otros beneficios, con el fin de gestionar, obtener o acordar designaciones de índole profesional o la encomienda de trabajos profesionales.

4) No conceder su firma a título oneroso ni gratuito, para autorizar cualquier tarea profesional que no haya sido estudiada, ejecutada o controlada personalmente.

5) No ocupar cargos rentados o gratuitos, en Instituciones Privadas o Empresas, simultáneamente con Cargos Públicos cuya función generen actos vinculantes, directa o indirectamente, a través de sus miembros o componentes.

6) No competir con los demás Colegas mediante concesiones sobre honorarios que favorezcan directa o indirectamente al Comitente y cualquiera sea su denominación y signifiquen disminuir o anular los honorarios mínimos fijados en el régimen o escala arancelaria.

7) No aceptar las incorrecciones que el Comitente pretenda realizar, en cuanto atañen a las tareas que el Arquitecto tenga a su cargo, renunciando a la continuación de las mismas si no pudiera impedir que se lleven a cabo.

8) No asociar el propio nombre en cualquier tipo de documentos, sellos, publicidad u otros actos, con personas o entidades que aparezcan como Profesionales, sin serio.

9) No atribuirse ni aceptar la autoría de tareas profesionales que no hubieren sido efectivamente ideadas o ejecutadas por él, debiendo establecer claramente el rol que le cupiera en el equipo de trabajo en su caso, tanto en la Actividad Privada como en la Función Pública.

10) No aprovechar su calidad de autoridad, funcionario o empleado de la administración, empresa o entidad pública, para obtener ventajas, beneficios personales o para efectuar promoción o publicidad de cualquier naturaleza.

11) Contribuir con su conducta profesional y con todos los medios disponibles a formar un consenso público sobre la importante función de la profesión, de su dignidad y del alto respeto y consideración que merece.

12) No tomar parte en concursos sobre asuntos profesionales, cuyas bases y condiciones sean contrarias o estén reñidas con la dignidad profesional, con el respeto a normas de buena práctica o que hayan sido expresa y públicamente rechazadas por el Colegio.

13) No aceptar la encomienda de una tarea profesional, cuando previamente se hubiera desempeñado como Asesor o Jurado de un concurso para adjudicar esa tarea.

14) En el ejercicio de la función pública, abstenerse de participar en el proceso de adjudicación de obras o tareas profesionales, a colegas con quienes tuviere vinculación familiar de hasta tercer grado, o vinculación societaria de hecho o de derecho. La violación de esta norma, incluye también al profesional que aceptare tales trabajos o adjudicación.

15) No hacer uso de propaganda, publicidad o avisos exagerados, equivocados o sospechosos para obtener clientela, debiendo efectuar toda publicación con datos personales, domicilio y datos indispensables, con criterio de discreción y decoro.

Artículo 9° - DEBERES CON LOS COLEGAS: Constituyen deberes de los colegas:

1) No utilizar sin autorización de sus autores, ideas, proyectos, planos y demás documentación, para aplicarlos a trabajos profesionales propios.

2) No difamar ni desprestigiar, en forma directa o indirecta, a Colegas, con motivo de su actuación profesional.

3) Abstenerse de emitir públicamente juicios sobre la actuación de Colegas, o señalar errores profesionales en que incurrieran, sin suficiente documentación.

4) Cuidar que la crítica de una obra arquitectónica esté referida a ésta como producto o resultado y no a la capacidad profesional del autor.

5) Dispensar a los Colegas, tanto en el ámbito de la función pública como en la actividad privada, un tratamiento respetuoso y correcto.

6) Abstenerse de todo intento de sustituir a un Colega en trabajos iniciados por él, y de aceptar el ofrecimiento de reemplazo hasta tener conocimiento cierto de la desvinculación del Colega con el Comitente. En este supuesto, deberá comunicar el hecho al reemplazado y advertir al comitente de cumplir con su obligación de pago de honorarios debidos al Colega. En ningún caso deberá emitir opinión sobre la pertinencia o corrección del importe o condiciones de tales honorarios. El Colega sustituido, no deberá entorpecer la prosecución de las tareas de quien lo sustituya.­

7) Renunciar a honorarios o convenirlos o aceptarlos por un monto inferior al que corresponda, según las Normas Arancelarias, salvo que medie expresa autorización del Colegio, de conformidad con la Legislación vigente.

8) No designar ni influir para que se designe en cargos o funciones técnicas que deban ser desempeñados por profesionales, a personas carentes del título habilitante.

9) No evacuar consultas de un Comitente o no profesional, referentes a asuntos en que intervengan otros Arquitectos, sin poner en conocimiento previamente a ellos y en su caso, invitarlos a aportar elementos referentes a la consulta.

bolsatrabajo planosdigitales expedientestecnicos webmail