•  
  • Monumento a la Bandera
  • Heca II
  • Estación de trenes "Central Córdoba"
  • Puente Colgante - Santa Fe

Ley 10653 - Régimen Profesional de Arquitectos

Ley 10653 - Régimen Profesional de Arquitectos 

Sancionada el día 22 de Agosto de 1991

BOLETIN OFICIAL, 9 de Octubre de 1991

LA LEGISLATURA DE LA PROVINCIA DE SANTA FE SANCIONA CON FUERZA DE LEY:

TITULO I

DE LA ACTIVIDAD PROFESIONAL DE LOS ARQUITECTOS

CAPITULO I 

Principios Generales

ARTICULO 1. En el territorio de la Provincia de Santa Fe el ejercicio de la profesión de Arquitecto queda sujeto a las disposiciones de la presente Ley su reglamentación, el Estatuto del Colegio de Arquitectos, el Código de Ética Profesional y las normas complementarias que en consecuencia se dicten. El contralor del ejercicio de dicha profesión y el gobierno de la matrícula respectiva, se practicará por medio del Colegio de Arquitectos de la Provincia de Santa Fe.

ARTICULO 2. Se considera a los efectos de la presente Ley, como ejercicio de la profesión de Arquitecto a toda actividad pública o privada, dependiente o independiente, permanente o temporaria, que requiera la capacitación que otorga el título para ejercer dentro del marco de sus incumbencias, las siguientes tareas:

a) El ofrecimiento, contratación y prestación de servicios que impliquen o requieran los conocimientos del arquitecto;

b) El desempeño de cargos, funciones o comisiones, en entidades públicas o privadas, que impliquen o requieran los conocimientos propios del arquitecto;

c) La presentación ante las autoridades o reparticiones de cualquier naturaleza de documentos, proyectos, planos, estudios, o informes periciales sobre asuntos de Arquitectura y Urbanismo;

d) La investigación, experimentación, elaboración de nuevos métodos y técnicas, realización de ensayos y divulgación técnica o científica, sobre asuntos de Arquitectura y Urbanismo;

ARTICULO 3. Solamente se encuentran autorizados para el ejercicio de la profesión de Arquitecto, previa obtención de la matrícula con arreglo a las disposiciones de esta Ley, aquellas personas que posean título de tales, expedido por:

a) Universidades oficiales, o privadas autorizadas conforme a la legislación universitaria y habilitados de acuerdo con la misma;

b) Universidades extranjeras, cuando hubiese sido debidamente revalidado o habilitado por autoridad nacional competente, o estén dispensados de hacerlo en virtud de tratados internacionales de reciprocidad;

c) Los profesionales extranjeros con título equivalente que sean contratados por el Estado Provincial, sus entes descentralizados y/o autárquicos, municipalidades y comunas, para actuar en el territorio provincial durante la vigencia del contrato, y dentro de los límites del mismo y de esta Ley, no pudiendo ejercer la profesión privadamente.

ARTICULO 4. El título de Arquitecto expedido en legal forma tiene validez en el territorio provincial, acredita idoneidad, habilita para el ejercicio de la profesión, sin perjuicio del poder de policía profesional delegado al Colegio de Arquitectos.

ARTICULO 5. Se considera uso del título de Arquitecto a toda manifestación, acto hecho o acción de la cual pueda inferirse la idea, el propósito o la capacidad para el ejercicio de la profesión, según lo establecido en el artículo 2 de ésta Ley. La mención del título de Arquitecto debe hacerse en todos los casos como consta en el Diploma, sin abreviaturas, y excluyendo toda posibilidad de duda o error.

ARTICULO 6. En las asociaciones de Arquitectos en sus diferentes modalidades, el uso del título de Arquitecto corresponde exclusiva e individualmente a sus titulares, no pudiendo usarse para la denominación que adopten las mismas, sino lo poseen todos sus componentes.


CAPITULO II

DE LA MATRICULACION E INSCRIPCION

ARTICULO 7. La matriculación es el acto mediante el cual el Colegio Provincial confiere habilitación para el ejercicio de la profesión de Arquitecto en el ámbito territorial de la Provincia. Son requisitos indispensables para la habilitación, cumplimentar la inscripción previa en el Registro Especial que a tales efectos llevará el Colegio, y satisfacer los siguientes requisitos y condiciones:

a) Poseer título de Arquitecto conforme lo establecido en el artículo 3 de la presente Ley;

b) Fijar domicilio, legal y profesional en el territorio provincial;

c) No concurrir a ninguna de las causas de cancelación de la matrícula especificada en esta Ley;

d) Cumplimentar el derecho de matriculación profesional. La inscripción en la matrícula enunciará de conformidad con la solicitud documentada que presente el interesado, su nombre, fecha y lugar de nacimiento; acreditará el título habilitante y registrará la firma, determinando los lugares en donde ejercerá la profesión. La inscripción deberá reiterarse anualmente.


ARTICULO 8. El Registro de la matrícula profesional y de la inscripción anual de la profesión de Arquitecto que llevará el Colegio de Arquitectos de la Provincia de Santa Fe, será el único en el territorio provincial.

ARTICULO 9. La solicitud de inscripción se expondrá por cinco días en los tableros anunciadores del Colegio, con el objeto de que se formulen las observaciones y oposiciones del caso. Asimismo, los Directorios podrán realizar cuantas averiguaciones estimen necesarias acerca de antecedentes personales del interesado, con la mayor prudencia posible.

ARTICULO 10. El Colegio verificará si el solicitante reúne los requisitos exigidos y se expedirá dentro de los treinta días de presentada la solicitud. La falta de resolución en ese término se tendrá por aceptación tácita de la inscripción. En ningún caso podrá denegarse la matriculación ni la inscripción anual por razones ideológicas, políticas, raciales, religiosas u otras que impliquen discriminación de cualquier naturaleza.

ARTICULO 11. Denegada la inscripción del solicitante, en cuyo caso deberá fundarse la resolución, el interesado podrá apelar dentro de los cinco días de su notificación o del vencimiento del término, en forma directa ante la Corte Suprema de Justicia de la Provincia, la que deberá expedirse en el término de sesenta días.

ARTICULO 12. El Arquitecto cuya inscripción fuera denegada podrá presentar nuevas solicitudes invocando la desaparición de las causales que fundaron la denegatoria.

ARTICULO 13. Cualquier miembro del Colegio podrá recurrir ante la Corte Suprema de Justicia de la Provincia, en caso de inscripción indebida de algún Arquitecto. En este caso también deberá expedirse en el plazo establecido en el artículo 11 de esta Ley.

ARTICULO 14. De cada Arquitecto inscripto en la matrícula se llevará por parte del Colegio, un legajo donde se anotarán los datos de identidad, títulos profesionales, antecedentes acumulados, empleo o función que desempeñe, domicilios y sus traslados, y todo otro cambio que pueda provocar una alteración o modificación en la lista pertinente de la matrícula, así como las sanciones que le fueran impuestas.

ARTICULO 15. Son causas para la suspensión de la matrícula profesional:

a) La solicitud personal del colegiado;

b) La existencia de las incompatibilidades previstas en esta Ley; mientras ellas subsistan;

c) Las enfermedades físicas o mentales que inhabiliten temporariamente para el ejercicio profesional, mientras éstas duren;

d) Las sanciones que se apliquen al Arquitecto, conforme a lo dispuesto en la presente Ley, por el lapso de tiempo de las mismas;

e) Estar sometido a proceso criminal, por hechos o actos relacionados con el ejercicio profesional.

ARTICULO 16. Son causas para la cancelación de la matrícula profesional:

a) La solicitud personal del colegiado;

b) La muerte del profesional;

c) Las enfermedades físicas o mentales que inhabiliten definitivamente para el ejercicio profesional;

d) La condena por sentencia firme, por hecho y actos que configuren delitos, y estén relacionados con el ejercicio profesional; como asimismo la inhabilitación profesional dispuesta judicialmente, mientras ésta dure;

e) Las suspensiones por más de un mes en el ejercicio profesional, dispuestas por el tribunal de Ética y Disciplina del Colegio, cuando se hubieren aplicado en más de tres oportunidades;

f) La jubilación o pensión que establecieren en favor del colegiado, las Cajas de Previsión exclusivamente profesionales, y a partir de la efectiva percepción de haberes de tal naturaleza; Transcurrido dos años, desde el cumplimiento de la tercera suspensión a que alude el inciso e) del presente; o tres años, de cumplida la pena o inhabilitación a que alude el inciso d) precedente, el profesional podrá solicitar una nueva inscripción en la matrícula la que solo se concederá si media previa dictamen favorable del Tribunal de Ética y Disciplina del Colegio.

ARTICULO 17. La resolución de suspender o cancelar la matrícula profesional será facultad exclusiva del Directorio Superior del Colegio Provincial, y recurribles únicamente en sede judicial, ante la Corte Suprema Provincial.


CAPITULO III

DE LOS MODOS DEL EJERCICIO PROFESIONAL

ARTICULO 18. El ejercicio de la profesión de Arquitecto deberá llevarse a cabo siempre mediante la prestación de los servicios, como persona de existencia visible, siempre que estuviere legalmente habilitada y bajo responsabilidad de su sola firma, pudiendo ejercer su actividad conforme a las siguientes modalidades:

a) Independiente individual: cuando se realiza entre un Arquitecto y el comitente;

b) Independiente asociado con otros Arquitectos: cuando varios Arquitectos comparten en forma conjunta las responsabilidades y derechos del ejercicio profesional, frente al comitente. Para hacerlo deberán inscribir el contrato profesional pluri-individual en el Registro del Colegio y abonar el derecho de inscripción anual que se fije;

c) Independiente asociado a otros profesionales: cuando los profesionales actúen en forma habitual u ocasional, formando equipos interdisciplinarios. En estos casos el Arquitecto asumirá su cuota parte de responsabilidad y derechos ante el Comitente, según lo estipulado en el respectivo contrato pluri-individual interdisciplinario, el que deberá ser inscripto en el Registro del Colegio, abonándose el derecho proporcional de inscripción anual que se determine;

d) Dependiente: cuando se realicen tareas profesionales como las definidas en el artículo 2 inciso b) de ésta Ley, que tengan el carácter de servicios personales de naturaleza profesional, e impliquen relación de subordinación, continuidad y retribución por períodos de tiempo, y siempre que se ajusten en cuanto sea pertinente a las disposiciones de ésta Ley, su reglamentación y normas complementarias;

ARTICULO 19. Los Arquitectos que desarrollen su actividad profesional, según las modalidades definidas en el artículo precedente, estarán sujetos a las normas, reglamentos, aranceles y retribución que dicten y fijen los organismos competentes en el futuro, en un todo de acuerdo con la presente Ley.

ARTICULO 20. En el territorio provincial, los cargos, empleos y funciones en entes, empresas, instituciones o reparticiones de la provincia, de sus municipalidades y comunas; de naturaleza mixta o privada cuyo desempeño requiera la capacitación de la profesión comprendida en ésta Ley, podrán ser ocupadas por Arquitectos matriculados e inscriptos en el Colegio de Arquitectos de la Provincia de Santa Fe. 
En la utilización de los servicios profesionales del Arquitecto deberá respetarse en cuanto sea pertinente, las disposiciones de la presente Ley, sus reglamentaciones y normas complementarias, en todo aquello que no se oponga al ordenamiento vigente en la Administración Provincial, Municipal o Comunal, y restantes entes enunciados precedentemente.


ARTICULO 21. El Arquitecto que desempeñe las actividades previstas en el artículo anterior, en los ámbitos allí enunciados, no podrá realizar tareas que impliquen el ejercicio independiente de la profesión, en cualquiera de sus modalidades, dentro del ámbito o en entes donde presta servicios. El Código de Ética Profesional establecerá los límites y alcances de las respectivas incompatibilidades.

ARTICULO 22. Los proyectos, planos, dibujos, croquis, cálculos, memorias, peritajes, informes, certificados, actos y documentos técnicos, gráficos y todo tipo de escritos, propios de la profesión de Arquitecto, sólo tendrán validez cuando estén autorizados con su firma, con aclaración de nombre y apellido, título, matrícula, domicilio y fecha.

ARTICULO 23. Toda la documentación correspondiente a las actividades desarrolladas conforme a las modalidades independientes del artículo 18 de ésta Ley, deberá ser tramitada, registrada, controlada y visada por el Colegio de Arquitectos, como condición previa ineludible a su sustanciación, ante las entidades públicas o privadas competentes.

ARTICULO 24. Toda persona de existencia visible, o jurídica de carácter privado que se dedique a la ejecución de trabajos, sean éstos de naturaleza pública o privada, atinentes a lo determinado en ésta Ley, deberá contar con un Representante Técnico que podrá ser Arquitecto, siempre que reúna los requisitos exigidos en el artículo 3, inciso a y b) del presente ordenamiento. Todo ello sin perjuicio de los derechos que para éste puedan tener los demás profesionales de la construcción. La elección será libre para el comitente, quien podrá seleccionarlo entre los distintos profesionales de la construcción.

ARTICULO 25. Se considerará que ejercen ilegalmente la profesión de Arquitectos:

a) Quienes hagan uso del título o de la firma profesional de Arquitecto, sin poseerlo en legal forma;

b) Quienes realicen tareas o actividades previstas en el artículo 2 de ésta ley, sin ser Arquitectos, salvo que se trate de otros profesionales de la construcción, que estén habilitados o autorizados por su título para hacerlas;

c) El Arquitecto que estando con su matrícula suspendida o cancelada, continúa ejerciendo su actividad profesional;

d) El Arquitecto que en forma pública o privada pretenda ejercer su actividad profesional, sin estar matriculado e inscripto en el Colegio de Arquitectos.

bolsatrabajo planosdigitales expedientestecnicos webmail